Pensamientos: Despertar otra vez














El rey dorado fulminante extendió sus brazos de fuego apartando los obstáculos que no le dejaban ver. El algodón que cubría sus ojos antes oscuro y tenebroso se retiró cobardemente a un extremo, su piel se torno blanca por el miedo pero planea un regreso.

La encorvada espalda del animal que se tendió en la arena casi alcanza a acariciar el manto del ser supremo. Yace y los huesos de su columna vertebral amenazan romper el cielo, le recorren balanceándose arbolés temerarios que nacen entre sus articulaciones.

Corre la brisa trayendo noticias de días de calma, donde el brillo del rey contagiará a los seres que rodean a la bestia domada. Harán sus vidas sin temerle, sentirán la fuerza de la paz y la calma.

De las fosas de la madre tierra que se deshiela se multiplican los humanos, inconscientes de un universo cambiante participan en su propia danza diaria, niños y niñas de pies descalzos con ojos llenos de ilusiones, se abren paso y forjan caminos.

El rey dorado les llena de esperanzas, ha calmado a la bestia, se ha despojado de su ceguera y de a poco perdona a los mortales, les permite iniciar una vez mas.. tejer sus vidas y crear sus destinos.

0 comentarios:

Publicar un comentario